martes, 5 marzo, 2024
InicioPolíticaDiana Mondino: Nos vamos a seguir relacionando con todos los países del...

Diana Mondino: Nos vamos a seguir relacionando con todos los países del mundo

Al final, el gobierno será más moderado y pragmático de lo que advertía en la campaña…

No. Nosotros lo que tratamos de hacer es de hacer las cosas bien. Los que vendieron disparates vergonzosos, disparates y fueron unos verdaderos HDP son lo que inventaron cosas que jamás dijimos. Nunca leyeron nuestra plataforma, nunca reprodujeron las cosas que decíamos. Siempre cambiaron, distorsionaron apropiándose de las buenas ideas cuando las tenemos.

Con los últimos gestos que han tenido, ¿Javier Milei está reviendo su política de aliados?

No. Siempre hemos dicho las alianzas que vamos a tener, la forma en la que vamos a trabajar. No me gustaría hablar de alianzas, porque simplemente nosotros vamos a trabajar con todos los países del mundo. Lo que sí vamos a ser es una democracia liberal, con todo lo que eso significa. Y como toda democracia liberal, hay que empezar por casa. Hay que mantener la máxima transparencia posible en todos los órdenes y para trabajar con los otros países del mundo, buscaremos la máxima transparencia posible.

¿Qué quiere decir eso?

Insisto. No me gusta usar la palabra aliados, pero con los países que comparten valores con los nuestros, como Estados Unidos, Europa, la Unión Europea, Israel y algunos países del Commonwealth. Argentina, se ha movido en general en función de intereses, que no hay que descuidarlos de ninguna manera. Pero si uno se mira ante el mundo solamente en función de esos intereses, descuidando sus propios valores, puede cometer errores, que luego lo pagan las generaciones futuras.

¿El gesto de bajar tensiones, de recibir al embajador chino y de mandarse mensajes entre Milei y Xi Jinping es un acercamiento a China?

En realidad, jamas tuvimos un alejamiento. Creo que ha sido parte de la campaña del miedo. Una cosa muy diferente es hablar de las relaciones comerciales. En Argentina llevamos tantos años con un enfoque muy cerrado que hemos confundido Estado con gobierno, con personas. Cuando hablamos de políticas de Estado, son las que superan el período de un gobierno. Lamentablemente, en Argentina, hemos creído que una persona encarna toda la Argentina. Hemos creído que lo que dice esa persona, con respecto a las decisiones políticas, con respecto al uso personal de la economía y de los bienes del Estado, de recursos públicos, era lo normal. A mi me sorprende que en esta campaña del miedo haya sido tan fácil instalar conceptos absurdos como que se iba a afectar la relación con países, como China, Brasil. Nosotros vamos a volver a respetar la Constitución nacional.

Pero fue el presidente Milei quien lo sugirió al decir que no se relacionaría con gobiernos y líderes «comunistas»…

Nosotros vamos a seguir relacionando con todos los países del mundo. Es muy probable que Brasil y China sigan siendo los principales socios, porque es donde ya están establecidos los lazos de confianza. Hay muchas empresas con las que trabajamos en particular. Nosotros, como la Libertad Avanza, jamás hemos agredido ni pensado en modificar de ninguna manera este tipo de relaciones

¿Cómo van a hacer para no repetir lo que hicieron Alberto Fernandez y Bolsonaro, que no tuvieron relación? Hubo una merma de calidad en la relación

Pero eso no fue por las relaciones personales sino porque nuestra aduana y nuestro Banco Central pusieron múltiples restricciones, que eran discrecionales.

¿No cuenta contradicción en invitar a Bolsonaro y Trump, que son enemigos de Lula y Biden?

No, no hay contradicción porque en una relación armónica con el resto del mundo, una relación en la que podemos trabajar en muchos ámbitos y facetas además de en lo económico, no implica que la gente tenga distintos puntos de vista. Si todos pensáramos igual, el mundo seria muy aburrido.

¿Y qué política van a seguir frente a los BRICS (Brasil, Rusia, India, China y Sudáfrica). ¿Van a detener el proceso de entrada que abrió el gobierno?

Argentina no ha formalizado nada. Es una invitación que está abierta y que Argentina, que yo sepa, aún no ha aceptado

Pero en la cumbre de Sudáfrica se aceptó formalmente a la Argentina como nuevo miembro. ¿Qué van a hacer?

Aunque esos temas estuvieran ya avanzados, la preocupación nuestra es estar abiertos al multilateralismo y tratar de participar en la mayor cantidad de organizaciones que nos permitan el respeto del derecho internacional, del respeto de los derechos humanos, abrir el comercio internacional. Y por lo que yo sé, hasta ahora, reitero, los BRICS están más vinculados a un alineamiento político que a ventajas que pudieran haber para el comercio entre los países. De hecho, con la mayoría de los BRICS ya tenemos relaciones diplomáticas y comerciales.

No entiendo, ¿con el gobierno de Milei se rechazan o no los BRICS?

No tendría incentivo formar parte de los BRICS. Argentina fue invitada a formar parte, que entiendo yo que es efectivo a partir del 1 de enero. Nosotros todavía no somos miembros. Cuando lo seamos, podemos reevaluar. Lo que hasta ahora hemos visto es que no hay una ventaja relativa en formar parte de los BRICS. Debemos concentrarnos en las urgencias

¿Y cuáles son las urgencias?

El Mercosur con la Unión Europea, con EFTA, con Singapur y revalorizar o re agendar múltiples convenios que en forma aislada se habían realizado, por ejemplo, con Japón y Singapur y que sin embargo, hace años duermen el sueño de los justos. No han sido terminados o ratificados, o lo que sea. El Congreso argentino ha estado un poco remiso a avanzar en esos temas.

Milei tiene sintonía con Lacalle Pou. ¿Hay posibilidad de que sigan su línea aperturista de libre comercio y se rompa el Mercosur?

Eso es un malentendido. Dentro de Mercosur no hay nada que impida ciertas relaciones adicionales. Lo que pasa es que hay que respetar ciertas condiciones comunes y esas condiciones comunes en algunos casos son muy restrictivas. Por ejemplo, el arancel externo común. Sinceramente, como bloque es mucho más lento, pero mucho más atractivo para la contraparte realizar una negociación con el bloque Mercosur que con un país individual, pero nada te lo impide.

Pero hay una directiva que sí se negocia con un tercer país sin consenso de bloque esto se rompe.

No tenemos ningún interés en romper el Mercosur. Lo que sí tenemos es el interés en cambiar de base el funcionamiento del Mercosur, que es un interés compartido por los cuatro países. Los cuatro queremos modificarlo. El asunto es que no es fácil porque todos los cuatro tenemos que querer lo mismo.

¿Qué relación buscarán con Estados Unidos?

La mejor posible, igual que con el resto del mundo.

¿Y qué es lo que lo que se habló con Biden?

Fue una conversación muy amable, en donde la verdad la mitad de la conversación estuvo dedicada a que estaban en ese dia trabajando (los estadounidenses) en liberar a los rehenes (israelíes en manos de Hamas). También hablamos de seguridad alimentaria y energía. Lo invitamos a venir a la Argentina para el 10 de diciembre. Y él dijo que iba a estar afuera.

En tren de que Milei no se va a relacionar con «comunistas» ¿cómo van a ser las relaciones con Venezuela, Cuba y Nicaragua?

Hay que distinguir muy fuertemente entre las relaciones comerciales y las relaciones diplomáticas o de otra naturaleza. Lamentablemente, ni Nicaragua, ni Cuba ni Venezuela cumplen con estándares mínimos básicos de derechos humanos. El hecho de que ellos estén en esta situación genera gigantescos problemas a sus sociedad, a su pueblo, y tenemos que rápidamente tratar de tener una voz que ayude a visibilizar estos temas y en lo posible a darle una solución.

¿Van a bajar la figura de embajador a encargado de negocios por ejemplo? El presidente Macri lo hizo en Caracas, Fernández lo repuso.

De nuevo. Lo que tenemos que distinguir es quiénes son los enviados. ¿Quién te representa? ¿De qué temas se ocupa? Varía mucho, pero romper relaciones con un país no ayuda a ese país a solucionar sus problemas. La intención es que tengamos una representación lo más completa posible. Si reducís el vínculo, ¿Cómo ayudas a la población que está sometida?

¿Y van a trasladar la embajada argentina en Tel Aviv a Jerusalén como prometió Milei?

Ahora no es una situación nuestra, sino que se debe al grave conflicto que hay en la zona en este momento. Pero será una manera de reconocer que conviven tres religiones en Jerusalén. Es lo opuesto a la visión que se intenta dar en Argentina de algo conflictivo. Todo lo contrario, es tratar de dar una visión que contribuya a la armonía.

¿Al final cuál es la política que buscará el gobierno con el Reino Unido? Hubo varios cortocircuitos con sus declaraciones sobre los isleños y con lo de Milei en su admiración por Thatcher, que el kirchnerismo usó para el ataque

Nunca dije las imbecilidades que se dijeron que yo dije. Los isleños tienen el mismo derecho que tiene cualquier argentino, porque nosotros decimos que las Malvinas son argentinas y si las Malvinas son argentinas, cualquier habitante en suelo argentino tiene los mismos derechos. Y el diario británico (que la entrevistó) lo puso correctamente. La mala fe, lo sucia, vergonzosa, descarada (declaración) de Rossi (Agustín, el saliente jefe de gabinete) y los demás. Nadie fue a leer lo que yo había dicho. Nadie fue a la fuente. Jamás dije algo que no estuviera en la Constitución.

Y entonces, ¿qué tipo de relación van a tener con el Reino Unido: una comparable con la que tuvo Macri, de diálogo y avance sobre determinados aspectos o una más dura hacia las islas y hacia Londres?

Por supuesto que no va a ser una política dura, porque está demostrado que no sirvió para nada ni para nadie en ninguna de las circunstancias. Este es un tema que tiene múltiples formas alternativas de solución y el bloquear y exigir como ha hecho hasta ahora el Gobierno, está claro que no ha tenido ningún resultado. Nosotros vamos a tener una política de acercamiento y en donde podamos trabajar en conjunto para recuperar la soberanía de las islas. Nosotros queremos avanzar en todos los temas. No puede ser que por un tema no puedas hablar de ningún otro.

Nadadora, economista e «influencer del liberalismo»

La economista Diana Mondino se hizo famosa como una verdadera “influencer del liberalismo”. Ocurrió a medida que crecía la figura de Javier Milei. Y si bien en alguna de las presentaciones públicas contó que entró a la Libertad Avanza porque su primogénito Francisco era fan del ahora presidente, ahora dirá con cierta ironía que “antes de que naciera” su hijo “había leído algunos libros”

Nadadora y pianista de chica, Mondino lleva en su magro y esbelto cuerpo lleva los rasgos del deporte y de la híper actividad. Además, la caracteriza una lengua filosa que la convirtió en una de las voceras más aguerridas de la LLA..

Su encanto, a la vez que le ha triado problemas, es ese temperamento en el que no se calla lo que piensa. En campaña, tuvo unos ingeniosos tuits, aunque también incendiarios.

“Ganamos y corrimos a los piqueteros, hermoso miércoles” y ya frente a las cámaras de tevé mando a bañarse y peinarse al canciller saliente, Santiago Cafiero.

El hecho de que habla muy rápido y recurre a ejemplos para sostener sus pensamientos le trajo algunos problemas. Por ejemplo cuando buscó transmitir que como Liberal estaba totalmente de acuerdo con la diversidad sexual. Y sobre el final hizo una alusión a tener o no tener piojos, lo que le sirvió a su enemigo en campaña para atacar.

Si bien Mondino tuvo un momento alejada de las declaraciones públicas que hicieron creer que se quedaría con en el cargo de diputada nacional que obtuvo en los comicios del 22 de octubre, Milei finalmente la confirmó como ministra de Relaciones Exteriores.

Por sus conocimientos de economía, porque muy conectada en la vida social liberal local, es una de las caras más carismáticas de la LLA.

Y tiene una familia la acompaña en todo terrero. Está compuesta por su marido, el economista Eugenio Pendas, al que conoció hace décadas en un congreso de especialistas. Tiene dos hijos y un nieto. Pero es el más grande, Francisco, de 32 años, el que le cuida la retaguardia. Agudo y abocado a todos los temas de su madre, muchos lo confunden con asistente personal.

La mujer que hizo de las peinetas y los aros de perla su marca registrada hizo carrera en el mundo financiero y la academia. Es una de las referentes de la UCEMA. A partir del 10 de diciembre enfrentará el desafío de la gestión pública en el más alto cargo internacional local y con un país en estado crítico.

Su idea es usar a la tropa profesional de la Cancillería y contratar lo menos posible dirigentes políticos y así ahorrar. En ese tren, le dijo a Clarín que su vicecanciller será un diplomático, pero no dijo quién.

¿Va cumplir con el ajuste en Cancillería y en los administrativos, entonces?

Hay una idea de que vamos a racionalizar la totalidad del sector público argentino nacional. Hay recordar que no tenemos responsabilidades sobre provincias y municipios y gracias a eso tengo la oportunidad de decirte que se nota mucho la campaña sucia que se hizo hablando de salud y educación, cuando todos sabemos que son responsabilidades provinciales y municipales. Entonces haber criticado y haber inventado disparates demuestra la mala fe con la que se hablaba de esos temas.

Estuvo con Cafiero el jueves y le pidió detener nuevos traslados al exterior de funcionarios. Pero el 17 de noviembre aprobaron un lista y el viernes 24 otra más

No correspondería hacer tantos traslados como se están haciendo tan a último minuto.

Diana Mondino, confirmada como canciller de Javier Milei. Asumirá el 10 de diciembre próximo Diana Mondino, confirmada como canciller de Javier Milei. Asumirá el 10 de diciembre próximo

Itinerario

Diana Elena Mondino nació en Córdoba, el 8 de agosto de 1958. Estudió en la escuela y secundaria pública Zorrilla y se recibió con medalla de honor como Economista en 1979. Consiguió una beca para estudiar en Barcelona, donde hizo un posgrado MBA en el IESE.. En 1991 fundó Risk Analysis, una calificadora de riesgo local, luego adquirida por Standard & Poor’s. Se desempeñó allí como Regional Head basada en Nueva York para todo Latinoamérica. En 2006 volvió a la Argentina y desde entonces da clases en el MBA y en el Máster de Finanzas en UCEMA. En los últimos 20 años se desempeñó como miembro de los directorios de las empresas que cotizan en NYSE como Pampa, Loma Negra, Supervielle y recientemente en Bodegas Bianchi. En 2008, llevó la antorcha olímpica en Beijing para los Juegos Olímpicos porque fue seleccionada por Lenovo en un concurso de innovación. La economista participó activamente en la campaña de la Libertad Avanza. El 22 de octubre fue electa diputada nacional. Pero desde el 10 de diciembre será la Ministra de Relaciones Exteriores Comercio y Culto del gobierno de Javier Milei. Está casada con Eugenio Pendas. Tiene dos hijos, Francisco y Simón, y un nieto, Mateo.

AL TOQUE

Un proyecto: reinsertar a la Argentina en en el mundo a través de Acuerdos de Libre Comercio

Un sueño: Que la entrada sea Ezeiza (lo dice en alusión a los jóvenes que se fueron)

Un recuerdo: Cuando me dieron el título de Economista

Un líder : Lionel Messi, no como deportista sino como persona, por sus valores

Un prócer: Juan Bautista Alberdi y José de San Martín

Una comida: asado en familia

Un bebida: té de limón con mi madre

Un libro: Atlas Shrugged, de Ayn Rand y el Martín Fierro

Una persona que admira: Elon Musk

Un placer: pasar tiempo con mi Nieto

Una película: Carrozas de fuego

Un lugar: el jardín de casa

Más Noticias