domingo, 14 julio, 2024
InicioEspectáculosEl cuerpo en llamas, la serie con Úrsula Corberó, gana por su...

El cuerpo en llamas, la serie con Úrsula Corberó, gana por su trama y pierde por sus manejos del tiempo

No quedará en la historia del streaming como una de las mejores series españolas, pero sí podría integrar el ranking de las que sabe dejarte atrapado hasta el final. ¿Eso no la convierte en muy buena, acaso? No necesariamente. Sin embargo, El cuerpo en llamas mantiene un delicado equilibrio de todos los componentes de una crítica para merecer un «Buena».

Inspirada en un caso real ocurrido en Barcelona hace seis años y conocido mediáticamente como «El crimen de la Guardia Urbana», la ficción que hace unas semanas estrenó Netflix maneja bien la tensión de un thriller, a pesar de que algunos espectadores ya sepan cómo termina la historia.

Porque, más allá de las licencias narrativas, el desenlace del caso que sacudió a Barcelona en 2017 llega (casi) idéntico a la pantalla. Pero para aquellos que no sepan nada de esa causa, mejor no spoilear quién finalmente mató a Pedro, la pareja de Rosa Peral. Los dos eran policías, tanto como el amante de ella, Albert.

Y, desde el vamos, Rosa (Úrsula Corberó) y Albert (Quim Gutiérrez) están en la mira. Así, durante buena parte de los 8 episodios de esta historia que tiene a favor la intriga y la oscuridad bien retratada en varios personajes, especialmente en los dos centrales.

Quim Gutiérrez y Úrsula Corberó, como Rosa Peral y Albert López.Quim Gutiérrez y Úrsula Corberó, como Rosa Peral y Albert López.La Rosa de Corberó no tiene nada que ver con la Tokio de La casa de papel, no sólo porque un relato no tiene nada que ver con el otro, sino porque la actriz -pareja del Chino Darín- supo construir una criatura temible, tóxica, con matices tiernos en su faceta maternal, con todos los condimentos que la tienen en pantalla en el ambiguo rol de víctima y victimaria. Tal vez, lo mejor de Corberó visto hasta ahora.

Quim Gutiérrez, a quien en la Argentina hemos visto en series como El accidente o El padre de Caín, también está a la altura de un protagónico que cuenta la crueldad de un crimen que involucra a la Policía en un abanico de sospechas.

Es que Pedro (José Manuel Poga) desaparece, y con el correr de los episodios se va viendo que el cuerpo calcinado que apareció en un auto en medio del Pantano de Foix, en Barcelona, es el suyo. Pero el asunto no sólo es saber quién lo mató, sino qué pasó en la relación Pedro/Rosa, tan compleja como todas las que ella había construido.

Rosa (Corberó) se presenta ante el espectador como víctima  y victimaria.Rosa (Corberó) se presenta ante el espectador como víctima y victimaria.De hecho, su ex marido, Javi (Isak Férriz), padre de su hija y también policía, es acusado por ella de la muerte de Pedro. Considerado un crimen pasional, el caso real tiene una serie de elementos que lo han vuelto atractivo para llevarlo a una producción audiovisual jugosa.

Netflix también tiene disponible el documental Las cintas de Rosa Peral, pero no marida muy bien como complemento de esta ficción. Van por dos carriles bien separados.

Lo que le resta a El cuerpo en llamas es el planteo temporal, con idas y vueltas al pasado que se proponen develar misterios para entender quién es quien. Pero, por momentos, lejos de entender, se impone la confusión.

Realidad y ficción en el caso que involucró a la Policía de Barcelona.Realidad y ficción en el caso que involucró a la Policía de Barcelona.Además de las actuaciones de Corberó y Gutiérrez, también se destaca el trabajo de Eva Llorach, quien interpreta a la inspectora Esther: ella busca saber quién mató a Pedro, pero al mismo tiempo se convierte en aliada del espectador para no perderse en una causa oscura, que no termina de brillar en pantalla.

Ficha

Calificación: Buena

Thriller Protagonistas: Úrsula Corberó y Quim Gutiérrez Creación: Laura Sarmiento Dirección: Jorge Torregrossa y Laura Mañá Emisión: Ocho episodios en Netflix.

Más Noticias